Una melodía para acompañar estos versos de domingo

hex0No tengo duda de que la música y la poesía caminan por caminos semejantes. Nada les es ajeno y su compañía hace a cada uno más grande, si cabe. Hay muchas pruebas de ello y sería muy largo indicar aquí algunos ejemplos, por lo tanto, disculpadme si no lo hago, pues no haría justicia al no poder reflejarlos todos. Si bien, supongo que vosotros o vosotras estaréis pensando en alguno (muchos) de ellos.

Hace unas semanas tuve el privilegio de acompañar a una amiga en la presentación de su último libro en una librería de Madrid: ‘Deja cantar a la muerte’. Claro ejemplo de que la música y la palabra van de la mano. Además de toda la gente que asistimos, estuvo y participó una soprano con una voz dulce y potente que nos hizo soñar y viajar a todas las personas que allí estábamos. Gracias por tan bello regalo.

Continuar leyendo